El cabello de una persona tiende a ser uno de los centros de atención, este tiende a atrapar miradas, siendo considerado una de las más apreciadas posesiones que se puede tener. Es por ello, que se le dedica una gran cantidad de tiempo y de dinero diariamente, con el fin de mantenerlo sano y brillante.

Esta tarea, puede ser un tanto difícil de lograr, debido a que se van creando y formando alrededor de su cuidado una gran cantidad de mitos; los cuales, llevan a adoptar algunas actitudes y a evitar ciertas situaciones, a pesar de no estar comprobados.

Así que, presentamos los 10 mitos más comunes sobre el cuidado del cabello, para comprobarlo y darles razón, con la finalidad de aprender de ellos y ofrecerle el cuidado especial que se merece.

Como cuidar tu pelo
  • Cortarse el cabello con frecuencia permite que este crezca más rápido

Falso. Al igual que la mayor parte de las funciones que realiza el organismo humano, el crecimiento, el cuidado del cabello y la salud del cuero cabelludo está determinado, principalmente, por 3 factores: la herencia genética, la alimentación y la hidratación de la persona.

Así que, por un lado se necesitan ciertos nutrientes para el crecimiento del cuerpo como las vitaminas de tipo B y de tipo D, el ácido fólico y el calcio, y por otro lado, que la herencia juegue a nuestro favor.

Es por ello, que cortarlo cada 3 meses o no cortarlo nunca, no tendrá un impacto en la rapidez de su crecimiento. En una persona promedio, que se alimente correctamente y que le ofrezca el cuidado correcto, el cabello crecerá en promedio 25 cm al año.

  • Dormir con el cabello húmedo no lo daña

Verdadero. En este punto son muchos las incongruencias existentes, principalmente debido al desconocimiento sobre el estado de sensibilidad y debilidad que sufre el cabello cuando este se encuentra húmedo.

No obstante, a pesar de que no se ve afectado directamente, no siempre es recomendable dormir con este húmedo, debido a que una almohada mojada puede aumentar la posibilidad de padecer de hongos, caspa y gripe.

Aparte, se recomienda que, para el cuidado del cabello mojado, este debe ser desenredado con peines anchos y que, en caso de ser recogido, no se haga con mucha fuerza y que se utilicen gomas de calidad, con el fin de evitar marcas.

como cuidar y mimar tu cabello
  • Cepillarse el cabello hace que este se caiga más

Falso. Al igual que ocurre con el primer punto, la caída del cabello está directamente relacionada a la genética y aunque, un mal trato y una mala alimentación pueden contribuir en su caída; esto no significa que se padecerá de calvicie. Cepillarse el cabello, solamente retira aquellas hebras que se encontraban sueltas, los cuales diariamente tienden a variar entre 50 y 100.

Además, se le considera al cepillado del cabello como una de las actividades más recomendadas, debido a que este masajea el cuero cabelludo y mejora el riego sanguíneo, lo que ayuda a una mejor penetración de los nutrientes y por ende, al crecimiento del cabello.

  • Lavarse el cabello todos los días es malo.

Falso. La genética y las características únicas de las personas una vez más, demuestra la falsedad de un mito. Esto se debe, a que las necesidades deshacerse de la suciedad siempre dependerá de la persona, la producción sebácea e incluso del ambiente.

Es por ello, que las personas con cabello graso tienden a lavarse el cabello con mucha más frecuencia y sin presentar ningún tipo de consecuencias negativas, que aquellas personas que sufran de resequedad.

Sin embargo, eso no es todo, debido a que la calidad de los productos que se utilicen también tendrá un impacto directo en el efecto del lavado diario.

  • La cal que se puede encontrar en el agua, daña el cabello.

Verdadero. El mayor daño que las duchas pueden generar en el cabello, están relacionadas a los productos y a los minerales que se pueden encontrar en el agua. Estos últimos, pudiendo afectar duramente la cutícula, la capa externa del cabello, siendo algunos de sus peores enemigos, el magnesio, el cobre y la cal.

Es por ello, que se recomienda utilizar agua purificada o filtrada para lavarse el cabello, o en tal caso, utilizar productos que reinstauren sus nutrientes.

  • Para mantener la salud del cabello, se recomienda cambiar los productos con frecuencia.

Verdadero. Usualmente, no se habla del hecho de que el cabello empieza a crear inmunidad frente a ciertos productos, como champú, acondicionadores o cremas hidratantes, siendo esta una realidad que perturba directamente la efectividad de los mismos.

 

El cabello, se va acostumbrando a los efectos que estos productos generan, reduciendo su impacto y beneficios, es por ello, que lo recomendable es cambiarlo con relativa frecuencia, siempre acorde a las características que posea el cabello. Estos cambios generan efectos inmediatos en el cabello.

  • Para cada temporada, se debe adoptar un cuidado especial

Verdadero. Para cada estación se le debe prestar una atención específica al cabello, debido a que el clima, lo afecta de una manera completamente particular dependiendo de la fecha en el calendario.

Durante el verano, se busca reducir el impacto que el sol tiene en el cabello, aumentado la cantidad de nutrientes y de hidratación que usualmente se utiliza. Para los meses de primavera se busca principalmente darle fuerza, aumentando ciertos nutrientes y reduciendo la cantidad de calor que se le aplique con planchas y secadores.

En el caso del otoño, debe comenzar el cuidado contra las bajas temperaturas, con el uso de gorros e incluso, con la reducción de las veces que se lava el cabello, todo en preparación para el invierno, cuando los acondicionadores y la hidratación se convierten en los mejores aliados.

  • Mientras más tiempo dejes el acondicionador, mejor

Verdadero. La mayoría de las personas considera, que solamente unos segundos y unos rápidos masajes es lo que necesita el acondicionador para hacer efecto, cuando en realidad, entre 2 y 3 minutos es el tiempo perfecto. Esto se debe a que le permite al cuero cabelludo absorber los nutrientes por completo e hidratar plenamente el cabello

  • Lavar el cabello con elementos naturales es igual de recomendable

Falso. No hay ningún elemento o producto natural que ofrezca los mismos beneficios que el champú, ya que, sus componentes les permiten deshacerse del sucio, de la grasa y de cualquier otro elemento que se pueda encontrar. Es por ello, que cuando se trata del cuidado del cabello utilizar bicarbonato o vinagres, puede resultar en realidad contraproducente.

La mayoría de los productos que se proponen para reemplazar el champú sirven como mascarilla e hidratante, pero carecen de la capacidad de limpieza. Para disfrutar de un cabello sano se necesita utilizar champú, acondicionador y mascarillas o cremas hidratantes.

 

  • Pintarse el cabello una sola vez no daña el cabello

Falso. No importa las veces o la frecuencia con la que el cabello es tintado, dese el primer momento este cambiará sus características naturales, desde el color hasta su grosor.  Es por ello, que desde este momento se presenta un cabello más débil, que puede resultar en caídas debido a su desnutrición.

Aparte, reacciones alérgicas pueden provocar manchas y caspa, por lo que, para el cuidado del cabello se recomienda hidratarlo profundamente con suma frecuencia para lidiar con estas consecuencias. Así que, cuando de belleza se trata en Sun&Beauty te aconsejamos continuar leyendo los consejos que preparamos para ti.